A pesar de la volatilidad que ha mostrado el mercado accionario en las últimas jornadas y el ajuste en algunas  acciones del principal indicador accionario, algunas empresas han mantenido altas valuaciones que nos llevan  a recomendar la toma de utilidades, tal es el caso de las acciones de Walmex. 

Nuestra recomendación ha sido de compra y hemos recomendado esta acción como una buena inversión  patrimonial por los buenos fundamentos de la empresa, sin embargo, en los últimos doce meses, el precio de  la acción pasó de P$49.01 a P$73.43 lo que implica un rendimiento de 50%. 

Walmart de México y Centroamérica cuenta con un balance libre de deuda y es una empresa defensiva ante  impactos extraordinarios como lo fue el inicio de la pandemia en 2020. 

No solo la empresa fue reactiva ante este evento, sino que fue beneficiada en sus operaciones. Su constante  inversión en tecnología en busca de un mayor nivel de productividad había preparado a la empresa para  reaccionar en un mínimo tiempo ante esta eventualidad. 

El desarrollo de sus ventas omnicanal tuvo un avance de tres años aproximadamente con respecto al plan  original de la empresa incrementando la participación con respecto a sus ventas totales (3.8% en 2020) y  aumentando la contribución al crecimiento a ventas totales. 

Tal ha sido el buen resultado de las ventas omnicanal, que la estrategia de la empresa hacia los siguientes  cinco años es tener plan de inversión enfocado en una mayor proporción en logística y en el mantenimiento de  las tiendas existentes y en una menor proporción en la apertura de nuevas tiendas. 

El crecimiento en ventas totales, se espera que sea impulsado en su mayoría por las ventas de e-commerce,  seguido de las ventas mismas tiendas (aquellas que llevan más de un año en operación). 

Para este año, la expectativa es de un crecimiento en ventas mismas tiendas para las operaciones de México y  Centroamérica de un dígito medio. 

Esto, debe venir acompañado de un mejor nivel de rentabilidad ante el continuo ahorro en costos y gastos con  lo que esperamos un avance de +20 punto base en el margen EBITDA en términos comparables. 

Se espera para el año un CAPEX de P$22.2 billones del cual 25% se destinará a nuevas tiendas, 40% al  mantenimiento de las tiendas existentes, 10% a las operaciones de e-commerce y 25% a logística. 

Durante 2021 se otorgará un dividendo por P$1.63 por acción del cual P$0.90 corresponde a un dividendo  ordinario y P$0.73 a un dividendo extraordinario que se pagará en los meses de noviembre y diciembre de  este año. Esto corresponde a un dividend yield de 2.2% con respecto al último precio de la acción.